viernes, 10 de abril de 2009

Una mano en el cielo


(NASA/CXC/SAO/P.Slane, et al.)

Esta imagen de rayos X, captada por el telescopio espacial Chandra, muestra la nebulosa que rodea al pulsar PSR B1509-58, situado en el centro de la imagen. La nebulosa tiene una extensión de 150 años-luz.

Un pulsar es una estrella de neutrones que gira sobre su eje a una velocidad vertiginosa. La velocidad de rotación de PSR B1509-58 es de siete revoluciones por segundo. La combinación de esta rápida rotación con el intensísimo campo magnético del pulsar, unos quince billones de veces mayor que el de la Tierra, hace de PSR B1509-58 uno de los generadores electromagnéticos más potentes de la galaxia; la radiación emitida por el viento de electrones e iones generado por el pulsar es la que nos permite ver esta nebulosa.

En la imagen, en falsos colores, la energía de los rayos X aumenta desde el rojo, pasando por el verde, hasta el azul.

1 comentario:

  1. Con lo que nos cuesta a algunos salir a dar una vuelta...

    ResponderEliminar