viernes, 17 de febrero de 2012

Massospondylus, el dinosaurio de largas vértebras

En 1853, el explorador J.M. Orpen encontró en las cercanías de la ciudad sudafricana de Harrismith, situada al norte de Lesoto, los huesos fosilizados de un gran animal: varias vértebras, un omoplato, un húmero, un fémur, una tibia, parte de una pelvis, y huesos de las manos y los pies. Orpen envió los huesos al paleontólogo sir Richard Owen, que unos años antes había acuñado el término “dinosaurio” para estos grandes lagartos fósiles. Owen bautizó el nuevo dinosaurio sudafricano con el nombre de Massospondylus, de los términos griegos “masson” (“mayor”, “más grande”) y “spondylos” (“vértebra”) debido a sus enormes vértebras cervicales, más largas que anchas...

Sigue leyendo y escucha el podcast en Zoo de Fósiles.